COMO SOBREVIVIR AL CAMPING DE UN FESTIVAL EN 6 SENCILLOS PASOS.

Si no eres uno de los VIP de los festivales, que pagan una pasta por las tiendas ya puestas con desayuno incluido y te tienes que solucionar la vida levantando la tuya propia y yendo al super más cercano a por comida rica, esto te puede interesar. A continuación, os dejamos seis sencillos pasos para disfrutar del camping del festival de turno sin morir en el intento. ¡Allá vamos!

Primero: Busca una buena sombra. Si, esto es lo primero y debe ser fundamental para tu supervivencia, de no ser así, puedes acabar peor que un huevo frito. Así que agénciate un buen árbol, toldo o whatever que haya y que no deje que tu tienda de campaña se convierta en un horno o una sauna. Nota: que tengas sombra no garantiza que no puedas acabar como un huevo escalfado, pero mejor eso.

Segundo: Llévate sillas, el suelo esta bien para un ratito, pero tu culo y tus piernas agradecerán un asiento más o menos cómodo cuando vayáis a la tienda a descansar, y neveras con hielo, muuuucho, mucho, mucho hielo, porque éste puede servir no solo para refrescar los cubatitas, sino también para meter, si hace falta, la cabeza en la nevera y refrescarte las ideas.

Tercero: Crema solar, gorras y gafas de sol es el trío ganador si no quieres volver a casa como un guiri en Magaluf después de una semana. La crema solar, con un factor protector como mínimo de 30 (tranquilo que, con todas las horas que vas a pasar en el festival, te vas a poner moreno igual) es un must en tu mochila y la gorra y las gafas de sol aparte de para protegerte del sol también son para que puedas completar un buen outfit festivalero y quedar genial en las fotos de postureo que subas a las RRSS.

Cuarto: Hidratarse, este lo ponemos en cuarto lugar, pero podría estar perfectamente en el primero o en el segundo. A ver, aquí todos sabemos que no hay nada mejor que una cervecita bien fría o unos cubatitas para refrescarse, peeeero ¡ojo al dato! El alcohol a la larga deshidrata y si a esto le sumamos la deshidratación por el calor en serio, si no queréis acabar como Homer Simpson cuando corrió el maratón de Springfield es preferible que bebáis mucha agua a parte de lo demás. ¡Vuestro cuerpo entero lo agradecerá, hacednos caso!

Quinto: Comida: Si tenéis suerte y conseguís comeros una paella o una tortilla de patatas esos días seréis dioses, esto depende del festival, pero si no hay tiendas o restaurantes cerca tendréis que coger suministros como si fuera el fin del mundo. Deberíais coger sobre todo fiambre, como chorizo, salchichón, queso o jamón y muchas barras de pan para hartaros a bocatas/sándwiches esos días ya que no sabéis si vais a poder cocinar algo caliente. Recomendación especial desde Dubstep.es: coger batidos y bollería como cruasanes, magdalenas etc. para desayunar, que a veces entran mejor que un sándwich cuando nos levantamos. Y ya, si tenéis una madre/padre/abuela/tía molones que os hagan un tupper con tortilla o con filetes empanados para el primer día ¡triunfareis!

Sexto: ¡No te olvides de la ropa! Aunque hay muchos que al acabar el festival se van con el mismo conjunto puesto con el que llegaron (Chicos y chicas vosotros, por favor, no hagáis esto ;D), te recomendamos que te lleves ropa de sobra por lo que pueda pasar ( nunca sabes qué te deparará un festival). Y así también tendrás excusa para elegir el outfit festivalero cada día sin repetir. Como apunte: llévate zapatillas hipermegacomodas y ropa que no te apriete como una morcilla y sea fresca.

Y sobre todo ¡disfruta, pásatelo bien y acumula recuerdos que te quedarán para siempre!

Ayúdanos a seguir creciendo:

Comunidad